LO ÚLTIMO

Tragos largos y Brandy de Jerez

Los tragos largos son cócteles que contienen mayor cantidad de líquidos, se sirven en un vaso con una capacidad superior a los 120 ml., por lo que se sirven en copas más grandes, generalmente en vaso de tubo o Highball y llenos de hielo.  Se diferencian de los tragos cortos, en que, aunque ambos tienen la misma cantidad etílica, en el corto predomina la base alcohólica al contener menos mezcla.

 

Los tragos largos se popularizaron en los años 20, durante la Ley Seca, ya que sólo podían usarse bebidas de contrabando y por tanto de poca calidad. Combinar esas bebidas alcohólicas con frutas y otras bebidas permitía disimular el gusto de las primeras.

 

Son  refrescantes y tienen como bases destilados, algún zumo y se alargan con soda u otro refresco. Se elaboran en una coctelera y proporcionan un trago profundo y duradero. Esta categoría incluye una gran cantidad de familias, pero detallaremos a continuación las principales:

 

Cobblers: Son tragos típicamente veraniegos, cuya base principal es el Jerez o el Oporto, a los que se les añade un destilado, agua y azúcar. Los ingredientes no se baten ni se remueven, se sirven directamente con mucho hielo y decorados con fruta fresca. Un ejemplo es el Sherry Cobbler.

 

Collins: Se preparan directamente en vaso largo con los siguientes ingredientes: un destilado, zumo de limón, azúcar y soda. Se sirven en un vaso alto tipo Collins y se decoran con una cereza. Un ejemplo es el Brandy Collins.

 

Coolers: Son muy parecidos a los Collins, pero éstos llevan soda y los Coolers, Ginger-Ale. Son tragos largos y muy refrescantes que se preparan con destilado, zumo de limón, azúcar y se alargan con Ginger-Ale. Un buen ejemplo es el Brandy Coffee Cooler.

 

Crustas: son tragos que se preparan en coctelera, contienen un destilado, zumo de limón, jarabe de azúcar, bitters y licor dulce. Se sirven sobre hielo picado en una copa flauta preparada con borde ribeteado de azúcar y se decoran con un largo twist de limón en su interior. Un ejemplo es el Brandy Crusta.

 

Cup: es una combinación de vino y fruta, a la que muchas veces se le añaden licores. La base consiste en fruta troceada, azúcar, licor, agua carbonatada y vino. Se sirve en ponchera y se usa una cuchara para remover la mezcla y servirla. Un buen ejemplo es el Sherry Cup –que combina piña, naranja, limón y Fino)

 

Fizzies: deben su nombre al burbujeo de la soda al añadirla. Se utilizan los mismos ingredientes que en los Collins (destilado, zumo de limón y soda) pero con tres diferencias: el vaso, el hielo y la decoración. Loz Fizzies Se elaboran en coctelera y no se sirven con hielo, aunque éste si se usa en su elaboración. No llevan decoración y se sirven en un vaso mas pequeño. Un ejemplo sería el Brandy Fizz.

 

Todies: Son cócteles de trago largo que se sirven en caliente, normalmente a base de un destilado, agua y azúcar, aromatizado con cítricos y especias como la nuez moscada. Se elabora en coctelera agitando todos los ingredientes. Ejemplo: Brandy Toddy.

 

Slings: Son tragos de origen oriental que se preparan en coctelera y en el que combinan un destilado básico con la fría acidez de un cítrico. Se sirve en un vaso HighBall con abundante hielo. El más conocido es el Singapoore Sling creado en el famoso hotel Raflles de Singapur.

 

Highballs: Son bebidas largas y refrescantes que se preparan en vaso largo del mismo nombre. Se elaboran con un licor o destilado, zumo de un cítrico y se completa con una bebida gaseosa. Su característica principal es que se presentan con un hielo de gran tamaño.

 

Punch´s: El ponche se considera el cóctel más antiguo, pues hay quien sitúa sus orígenes en la época de los persas. Durante mucho tiempo el ponche se preparó en grandes cantidades, de ahí que hoy se siga concibiendo como una bebida para compartir. La fórmula más conocida de punch es una rima de Barbados que dice lo siguiente: “Una (parte) de ácido, dos (partes) de dulce, tres (partes) de fuerte y cuatro (partes) de suave”. Hay muchos punchs con Brandy de Jerez, pero el más famoso es, sin duda, el Brandy Alexander.

 

Old fashioned: Son combinados a base de un destilado, normalmente brandy, whisky o bourbon con bítter, soda, un terrón de azúcar e hielo preparada directamente en el vaso de tipo old fashioned, que finalmente se adorna con rodajas de naranja que se aprietan un poco al principio para que suelten su jugo y una cereza. Ejemplo: Brandy Old Fashioned.

Artículos relacionados

ARTICULO

Juan Valls

Todo destilado de calidad que se precie tiene una serie de ingredientes complementarios que ayudan […]

ARTICULO

Borja Cortina

El mundo de la coctelería ha vivido durante los últimos años en nuestro país una […]

ARTICULO

Diego Cabrera

Conozco a muy poca gente que no le guste viajar, recorrer o descubrir. Sin lugar […]

ARTICULO

Redacción

El chocolate, nuestra perdición por excelencia, ha sido un fiel compañero del Brandy desde el […]

Recibe nuestras actualizaciones y novedades, mantente informado sobre nuestros cursos de formación, nuevos contenidos, actividades especialmente dirigidas a profesionales de la mixología y últimas noticias. ¡Suscríbete a nuestra newsletter y no te pierdas nada!





    LEY GDPR

    Gracias por unirte a nuestra comunidad. Respetamos tu privacidad y nos comprometemos a enviarte únicamente noticias y eventos relacionados con Brandy de Jerez.

    RSS
    Follow by Email
    WhatsApp